Creando comunidades proactivas a través de la información.

Política Pública Sociedad

Neopopulismo vs Neoliberalismo

Foto: Reuters Drone Base

Colaboración: Opinión

Ciudad de México, Abril, 08, 2019 
David Lavalle Montalvo

En lo que va del siglo, la economía mexicana ha registrado un ritmo de crecimiento promedio del 2% en términos reales. Los últimos tres gobiernos, producto de la alternancia política, han sido incapaces de hacer frente al reclamo de la sociedad mexicana: Convertir a México en un país próspero, seguro, democrático y competitivo internacionalmente.

El modelo “neoliberal” no ha sido el culpable de todos los males, ni el nuevo gobierno populista de López parece ser la mejor alternativa de solución para los grandes problemas que aquejan a la sociedad mexicana, tales como: inseguridad, corrupción, violación a los derechos humanos, inequidad de género, polarización económica y social, flujos migratorios, magro crecimiento económico, debilitamiento institucional, amenaza de guerra comercial y recesión global, entre otros.

La magnitud de dichos problemas es tal, que el gobierno actual se ha visto en la necesidad de sortearlos, no de solucionarlos, mediante el puro ejercicio de la política.

Como sabemos, la economía es una disciplina también política; sin embargo, la mera habilidad política de un dirigente no es suficiente para encarar, solucionar y transformar, de manera efectiva, una realidad tan compleja como la que vive México; peor aun cuando no se cuenta con los recursos económicos suficientes para impulsar megaproyectos de inversión viables, que impriman un mayor dinamismo a la economía en el corto y mediano plazo.

Si partimos de la premisa de que la solución a cada uno de los problemas arriba planteados requiere un considerable presupuesto, llevando implícito un importante costo económico y social, es de esperarse que cada estrategia de combate que emprenda el gobierno actual cuente con respectiva fuente de recursos para solucionarlo de manera efectiva, sin distraer los propios de la actividad de promoción de cada uno de los sectores e industrias que generan mayor tracción económica e impacto en el PIB real de la economía y cada uno de sus componentes.

Foto: Gustavo Aguado

Partiendo de lo anterior, la lógica indica que, para atender los grandes problemas políticos, sociales y de seguridad que enfrenta México a corto plazo, es necesario cuidar, proteger, priorizar y estimular la actividad económica. Sin riqueza no hay capacidad de combatir y hacer frente a los grandes retos. El doble discurso político populista no ayuda, sólo estorba y genera mayor incertidumbre, haciendo que el gobierno pierda credibilidad y confianza.

El doble discurso político populista no ayuda, sólo estorba y genera mayor incertidumbre, haciendo que el gobierno pierda credibilidad y confianza. 

-David Lavalle

La lucha contra el “Neoliberalismo” por parte del “Neopopulismo” es una lucha discursiva, en esencia estéril, que a nadie beneficia. Solo sirve para ganar unos cuantos adeptos mal informados, desorientados, desubicados, y hasta cierto punto frustrados, que no cuentan con un proyecto alternativo viable de nación. Cualquier intento por sacar a un país emergente de la órbita capitalista es un esfuerzo vano y una alternativa poco inteligente de impulsar el desarrollo de una nación.

Un ejemplo claro de fracaso es Venezuela. El ejemplo más claro de éxito es China. El único país del orbe que ha sabido jugar con maestría las reglas del sistema y ganar grandes batallas. La pregunta clave: ¿Cuál es la estrategia y la salida viable para México? Por lo pronto, enfocarse en el corto plazo, en garantizar la estabilidad económica para imprimir un mayor dinamismo y crecimiento. Abrir un frente amplio para generar riqueza y crear nuevas oportunidades. Con recursos, es más fácil experimentar.

El semáforo económico, ha pasado de amarillo a rojo en el corto plazo, con el riesgo de convertirse en púrpura en el mediano plazo.

Considerando que el primer año de cambio de gobierno siempre ha sido un año difícil para sostener un ritmo de crecimiento igual o superior al promedio de largo plazo (2%), el problema a corto plazo (2019) es que México no ha diseñado una estrategia contra cíclica, capaz de hacer frente a los grandes retos internos y externos.

El gobierno morenista ha tardado mucho en instalarse y preparase para gobernar. Necesita tomar decisiones responsables con eficacia y eficiencia.

Los innovadores discursos mañaneros del gran líder no han agregado valor a la sociedad, ni permiten coordinar y comunicar con eficacia la estrategia a seguir. Hasta el momento el gobierno ha sido reactivo, más que propositivo y constructivo.

La sociedad está en espera de un cambio en el discurso político y un cambio de estrategia en lo económico que genere confianza y certidumbre a los inversionistas tanto nacionales como extranjeros, para lograr la anhelada meta de crecimiento del 4%.

Como usted podrá apreciar en la gráfica, la vara que deberá brincar el gobierno del Sr. López está muy alta. Ojalá sepan apretar los botones correctos de la aeronave que dirigen, para ganar altura, y perfilar a este país en la ruta del progreso, ordenado y sostenido.

¿Qué opinas?

La conferencia será este lunes  a la13:00 horas de la Ciudad de México (14:00 horas, Washington D.C.) y se transmitirá en directo a través del canal oficial de la Embajada de México en Estados Unidos.